Saltar el menú

Para obtener la información más reciente sobre las restricciones de viaje por COVID-19 en Italia. Haz clic aquí.

Enogastronomía

Musei del cibo de Parma

Del jamón a la pasta, del parmesano al vino. Los 8 museos de la comida de Parma cuentan la historia y las tradiciones de un territorio que es símbolo de la gastronomía italiana

Nacidos para relatar la historia, las tradiciones y los sabores de los productos típicos de una tierra auténtica, los Musei del Cibo (museos de los alimentos) de Parma son testimonio de que la calidad es un estilo de vida.
La bellísima provincia de Parma alberga cuatro museos, cada uno de ellos dedicado a un producto símbolo no solo del Made in Italy, sino también de la calidad y la autenticidad: el queso parmesano Reggiano, el jamón, el tomate y el salami de Felino.

1. Museo del parmigiano Reggiano

Surge en el característico municipio de Soragna y está dedicado al queso Parmigiano Reggiano, el clásico y prestigioso queso italiano apreciado en todo el mundo gracias a sus peculiaridades. El material, expuesto en una antigua quesería, proviene de las cinco provincias en las que se produce el Parmigiano-Reggiano, y abarca un periodo que se extiende desde la segunda mitad del siglo XIX hasta la primera mitad del XX.
Están expuestos no solo objetos vinculados a las diferentes fases de elaboración del Parmigiano Reggiano, sino también material referente al empleo gastronómico del producto y su historia.

Saber más: parmigianoreggiano.museidelcibo.it

2. Museo del prosciutto di Parma

El museo se encuentra ubicado en Langhirano, municipio que también dedica al jamón un festival, y tiene su sede en la amplia estructura del antiguo Foro Boario. Esta tierra, delimitada por el Po y los Apeninos, extendida entre los valles del Enza y el Stirone, ofrece embutidos de excelente calidad, desde el Prosciutto Crudo di Parma hasta el «Culatello» de Zibello, o la Spalla (paletilla) di San Secondo, orgullo de la gastronomía parmesana y una auténtica delicia para el paladar.

En el interior del museo se reconstruye el proceso completo de producción de los exquisitos productos del arte del embutido parmesano.

Saber más: prosciuttodiparma.museidelcibo.it

3. Il Museo del pomodoro

El Museo del Pomodoro (Museo del Tomate), producto que en esta tierra también se conoce como «oro rojo», está situado en Collecchio, centro agrícola e industrial de Emilia Romaña

Hoy que la provincia de Parma exporta en todo el mundo su tomate, el museo recorre las vicisitudes históricas que han acompañado su historia: desde las técnicas de cultivo hasta su comercialización, y presenta la reconstrucción de una antigua fábrica de conservas de tomate con máquinas de la época.

Saber más: pomodoro.museidelcibo.it

4. Il Museo del salame di Felino

El museo nace en Felino, municipio que se extiende en una zona situada entre la colina y la llanura en los alrededores del Parque Natural Regional de los Bosques de Carrega. Dividido en 5 secciones, el museo, que tiene su sede en los magníficos locales del siglo XVIII de las bodegas del castillo de Felino, no solo se centra en la esencia del salami, las materias primas que lo componen y su elaboración, sino también en la narración del bellísimo territorio en el que se produce.

Saber más: salamedifelino.museidelcibo.it