Saltar el menú

Para obtener la información más reciente sobre las restricciones de viaje por COVID-19 en Italia. Haz clic aquí.

Museo del jamón de Parma

Resumen

En el museo del jamón de Parma para saborear la tradición

Bienvenido a Langhirano, el barrio del jamón: aquí, de hecho, no solo se encuentra el museo del jamón de Parma, sino también un festivaldedicado a este manjar producido entre el río Po y los Apeninos.

El museo se encuentra en las instalaciones del antiguo Foro Boario y merece la pena visitarlo, incluso para descubrir otros embutidos que se producen en la zona, como el culatello di Zibello y la spalla de San Secondo. Con degustación incluida, por supuesto.

 

El arte de los lardaroli

La elaboración de embutidos en la zona de Parma se remonta a la Edad Media, cuando los lardaroli se especializaron, transmitiendo de generación en generación una tradición mucho más antigua: los romanos ya producían exquisitos jamones salados en el siglo II a. C.

Esa tradición, de la que hablan autores latinos como Horacio y Plauto, se consolidó con el tiempo. El jamón de Parma ya se menciona en un libro de cocina del año 1300. Luego se encuentra en un menú de boda del 1500, entre los poemas de Tassoni e incluso entre las recomendaciones dietéticas de un médico boloñés del siglo XVI.

Hoy en día, la artesanía de la época se ha complementado con tecnologías más modernas que han mejorado las condiciones higiénicas sin afectar al sabor. Ni la tradición: siguen siendo los maestros salineros los que preparan las piernas para su curación, que dura al menos 12 meses. Al final, solo los jamones que superan estrictos controles reciben la marca de la corona ducal de 5 puntas.

 

Descubrir el jamón en el Foro Boario

El museo está situado entre el centro histórico de Langhirano y el torrente de Parma, en una zona retirada del río a principios del siglo XX para proteger la ciudad de las inundaciones. De esa época datan el Matadero y el Foro Boario, una arquitectura rural destinada originalmente a la venta de ganado.

El recorrido incluye 8 etapas, tantas como secciones tiene el museo. Comienza con el descubrimiento del territorio y de las razas porcinas para pasar a la sección dedicada a la sal, indispensable para la conservación de los embutidos. Paso a paso, descubrirás todos los secretos del jamón de Parma, desde su producción hasta su uso en la cocina. Termina con la inevitable degustación en la jamonería del museo.

 

En Langhirano y alrededores

La ciudad de Langhirano está situada en las verdes laderas de los Apeninos parmesanos y en ella se celebra la fiesta dedicada al jamón de Parma durante los dos primeros fines de semana de septiembre.

Las históricas charcuterías se situaban a lo largo del arroyo para aprovechar mejor el aire fresco de la zona a la hora de curar los jamones. Todavía están aquí, aunque ya no se utilizan. También merece la pena que veas el Ayuntamiento, construido en el siglo XIII y remodelado en el siglo XVII.

A pocos kilómetros del pueblo, en la orilla opuesta del arroyo, encontrarás la Badia Cavana, fundada en una colina en 1111. Era una abadía muy importante en la zona. La joya es la pequeña iglesia románica dedicada a San Michele. Un poco más lejos está el castillo de Torrechiara, que data del siglo XV.

Si te apetece dar un paseo, disfruta de la ruta del arte de Torrechiara, que conecta el castillo con la ciudad de Langhirano recorriendo el canal de San Michele a través de los bosques, los campos y los viñedos de la antigua Torcularia, el nombre medieval de Torrechiara.

Opiniones
Opiniones
()
Museo del jamón de Parma

Via Fabio Bocchialini, 7, 43013 Langhirano PR, Italia

Llamar +390521864324 Página web

Explora los alrededores

Cercano