Saltar el menú

Para obtener la información más reciente sobre las restricciones de viaje por COVID-19 en Italia. Haz clic aquí.

Arte y Cultura

Sicilia

Islas Eolias, las siete islas volcánicas del norte de Sicilia

Bienvenido al archipiélago de las Islas Eolias, las siete hermosas islas de la costa norte de Sicilia, reconocidas como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

Sitios encantadores bañados por un mar maravilloso, caracterizados por su naturaleza salvaje y "sacudidos" por <strong>dos volcanes siempre activos: Stromboli</strong> y <strong>Vulcano</strong>.
Conocidas como las <strong>"siete perlas del Mediterráneo"</strong>, estas islas hipnotizan con su extraordinario encanto.

1. ¿Cuáles son las Islas Eolias y dónde se encuentran?

Filicudi - Isole Eolie, Sicilia

¿Dónde están las Islas Eolias? También conocidas como Islas Lípari, forman parte de uno de los tres archipiélagos de Sicilia, siendo los otros dos las Islas Egadi y Pelagie.

Nos situamos al sur del mar Tirreno, al norte de la costa norte de Sicilia y frente a la costa tirrena de Messina. Administrativamente, dependen de la ciudad metropolitana de Messina.

Las siete islas son: Lipari, Salina, Vulcano, Stromboli con el islote de Strombolicchio, Filicudi, Alicudi y Panarea con los islotes de Basiluzzo, Dattilo y Lisca Bianca.

2. Historia e información sobre las Eolias

Vulcano - Isole Eolie, Sicilia

La leyenda cuenta que las islas recibieron su nombre de Eolo, un príncipe griego que gobernaba una colonia allí y que era capaz de predecir el tiempo observando la forma de las nubes de vapor sobre uno de los volcanes.

Las Islas Eolias eran volcanes submarinos que emergieron de las aguas hace unos 700 000 años. Las sucesivas erupciones a lo largo de los milenios han producido fenómenos como la formación de la piedra pómez y la obsidiana, tan afilada, que es un material perfecto para la fabricación de herramientas: su exportación a todo el Mediterráneo aseguraba una gran riqueza económica para el archipiélago.

A principios de la Edad Media, Lípari era un destino de peregrinación y en torno a las Islas Eolias florecieron tradiciones y acontecimientos milagrosos. La apertura de diócesis y monasterios fue la estrategia para repoblar aquellas zonas deshabitadas y reactivar el cultivo de la tierra.

Entre los eventos que marcaron la historia de las islas, está la llegada del feroz pirata turco Ariadeno Barbarossa, que saqueó y destruyó Lipari, deportando a nueve mil habitantes.

3. Por qué las Islas Eolias son patrimonio de la Unesco

Panarea - Isole Eolie, Sicilia

Las siete islas volcánicas de las Eolias entraron en la Lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO en diciembre de 2000 gracias a su particular naturaleza: el archipiélago volcánico representa un importante modelo para el estudio de la vulcanología en todo el mundo.

Las Eolias se consideran un verdadero laboratorio que ofrece oportunidades de estudio desde sus orígenes: observadas desde el siglo XVIII, han proporcionado información fundamental para la formación de los geólogos. 

4. Las 7 paradas que hay que visitar en las Islas Eolias

Lipari - Isole Eolie, Sicilia

El primer destino es Lípari, la isla más grande y la "capital" de las Islas Eolias. El municipio de Lípari incluye todo el archipiélago excepto Salina. Rebalsada en belleza cultural y paisajística, se mantiene viva y bulliciosa. Via Vittorio Emanuele con callejuelas, restaurantes y pequeñas tiendas es el foco de la ciudad, mientras que el punto de encuentro más popular es la pequeña plaza de Marina Corta. Por supuesto, Museo Arqueológico del Castillo de Lípari es uno de sus imprescindibles.

A pesar de ser la isla de la mundanidad, Panarea todavía tiene un encanto salvaje entre la naturaleza virgen y el mar. La diversión es algo que nunca falta. Caracterizada por sus intrincadas calles y casas encaladas, está rodeada por una serie de islotes y formaciones rocosas.

La de la isla de Vulcano es una naturaleza salvaje, áspera. Conocida desde la antigüedad por sus aguas termales terapéuticas y sus baños de barro, es un destino ideal para unas vacaciones relajantes. Además del mar calentado por las fumarolas y las playas de arena negra, el Gran Cratere es, sin dudas, una atracción ineludible.

La isla de Salina es también llamada la Isla Verde, gracias a su rica y exuberante naturaleza, productora de deliciosas alcaparras y hogar de extensos viñedos donde se produce la Malvasía de mejor calidad desde hace siglos. Su nombre proviene del lago de agua salobre de la aldea de Lingua, que en su día se utilizó como salina. El mar azul sirve de telón de fondo a playas increíblemente pintorescas como la playa de Pollara, convertida en un icono por su aparición en la película Il Postino, protagonizada por Massimo Troisi.

Alicudi y Filicudi son las islas más occidentales del archipiélago, caracterizadas por los cráteres de volcanes extinguidos, fabulosos espacios naturales y exuberantes entornos submarinos.

La última parada es en la isla de Stromboli para ver la Sciara del Fuoco, una pendiente que desde el cráter del volcán desciende hasta el mar, formado por lava, lapili y escorias incandescentes. Desde aquí se puede disfrutar de la maravillosa vista de las explosiones de Stromboli.

5. Productos eólicos típicos: 2 delicias que debes probar

El primer producto típico que debes probar es la Malvasía un vino D. O. C. definido por Guy de Maupassant como "vino del volcán" y que se presenta en tres variantes: vino blanco, fortificado y passito, elaborado con uvas secadas al sol de forma natural en "canizzi" y también llamado "dulce natural".

Las Alcaparras sicilianas son otro manjar típico que se ha conseguido el reconocimiento de Slow Food.