Saltar el menú
Cicloturismo

En bicicleta de Umbría a Las Marcas

La cascada de Marmore, los Apeninos y el Parque Nacional de los Montes Sibilinos. Una ruta en la que reina la naturaleza, en la que se pedalea en silencio escuchando el sonido del agua y del viento.

3 minutos

Magia. Esta es la palabra que recorre como un hilo rojo invisible los 202 kilómetros de la cuarta etapa de la Tirreno-Adriático. Hablamos del encanto con el que nos embelesan las cascadas, en este caso entre las más altas de Europa; de la fascinación que todos los ciclistas, profesionales o aficionados, sienten cuando "atacan" una cordillera; por último, de los hechizos que según la leyenda se esconden entre las cumbres de los Montes Sibilinos. Solo tienes que subirte a tu bici y dejarte encandilar por esta ruta. 

LA CASCADA DE MARMORE

LA CASCADA DE MARMORE

El punto de partida es la cascada de Marmore, una maravilla de la ingeniería hidráulica iniciada por los romanos en el 271 a.C. para permitir que el río Velino se uniera al Nera. De fondo, el rugido del agua, que salta tres veces desde una altura de 165 metros, con un caudal de hasta 15 metros cúbicos por segundo. Un espectáculo que merece la pena admirar desde varios ángulos, quizás aprovechando alguna de las rutas ciclistas, que también se pueden disfrutar en familia. Una de las más populares, de unos 20 kilómetros y con un desnivel de 150 metros, comienza en el Parque Carpacci de Marmore, justo al lado del mirador de las cascadas, y continúa por el río Velino. Cuando llegues a Piediluco, un pequeño pueblo de pescadores y casas de colores con vistas al lago del mismo nombre, continúa hacia Colli sul Velino y, una vez completado el recorrido por el lago, regresa a Marmore. 

A TRAVÉS DE LOS APENINOS

A TRAVÉS DE LOS APENINOS

Desde la cascada de Marmore, el recorrido de la competición apunta hacia los Apeninos, con pendientes suaves y constantes. Para llegar al puerto de Torre Fuscello (a 1050 metros de altitud), en la frontera entre Umbría y Lacio, tienes que pedalear durante 30 kilómetros. Tras cruzar el puerto, entras en el municipio de Leonessa y, unos kilómetros después, en Posta, en la Salaria: la vía consular utilizada por los romanos para transportar la sal del Adriático a Roma. Pero lo mejor está a unos 50 km, en la carretera de Ascoli Piceno. Compartido por las regiones de Las Marcas y Umbría, el Parque Nacional de los Montes Sibilinos es un paraíso naturalista con doble alma: de cuento de hadas o de suspense, según donde quieras perderte. Por debajo del Monte Vettore, por ejemplo, se extiende un paisaje suave de encinas, olivos centenarios, retamas, campos arados y pueblos de piedra que parecen de otra época. En las alturas llegan los escalofríos, y no solo por el frío. A 1941 metros de altitud se encuentra el lago de Pilatos: según cuenta la leyenda, el cuerpo sin vida del procurador romano fue arrastrado a sus aguas por una manada de búfalos. Se dice que su espíritu aún permanece ahí. 

RUTA A ASCOLI PICENO

RUTA A ASCOLI PICENO

Dejando de lado los cuentos populares, se vuelve a la carrera, con un final marcado por el cansancio. De hecho, es un circuito que hay que recorrer dos veces, con tres pasajes por la subida de Bellante: son solo 4 km, pero con una pendiente media del 7 % y picos del 11 %. Y cuidado: la pendiente del recorrido se puede llegar a poner muy difícil. ¿Demasiado duro? Los aficionados también se pueden detener antes, quizás en Ascoli Piceno. El consejo es dar un paseo por sus estrechas y sinuosas calles que recorren la ciudad como arrugas, conectando las antiguas murallas con el centro. O, para los aficionados a la historia, planea una tarde en el Picen World Museum, el nuevo museo arqueológico (inaugurado en septiembre de 2021) en versión multimedia. Gracias a la realidad aumentada puedes manipular objetos recuperados de la necrópolis, donde vivían los antiguos picenos. Mucha más magia, en este caso de la tecnología.

 

Editado por la redacción de RCS Sport

Le puede interesar

Cicloturismo
531422743

En bicicleta de Milán a Sanremo

Cicloturismo
Las Vías Verdes, el encanto de las líneas ferroviarias en desuso

Las Vías Verdes, el encanto de las líneas ferroviarias en desuso

Naturaleza
5 Parques Nacionales de la Italia central islas y leyendas

5 Parques Nacionales de la Italia central islas y leyendas

Cicloturismo
5 itinerarios para descubrir Italia en bicicleta

5 itinerarios para descubrir Italia en bicicleta

Cicloturismo
Las mejores ciudades de arte italianas para descubrir en bicicleta

Las mejores ciudades de arte italianas para descubrir en bicicleta

Pueblos
Pueblos rurales italianos

Pequeños, orgullosos y sostenibles: los pueblos rurales italianos más bonitos que visitar en Italia

Deporte
Los campos de golf más escenográficos de Italia

Los campos de golf más escenográficos de Italia

Museos y monumentos
6 jardines de Italia central que no debes perderte

6 jardines de Italia central que no debes perderte

Naturaleza
Floraciones en Italia: una paleta de colores

Floraciones en Italia: una paleta de colores

Ocio
Globo aerostático, el velero de los cielos

Globo aerostático, el velero de los cielos

Naturaleza
nove albe piu belle italia

Los 9 amaneceres más bonitos de Italia donde despertarse es un sueño

Cicloturismo
100 años (y más) de ciclismo italiano: lugares para no olvidar

100 años (y más) de ciclismo italiano: lugares para no olvidar

Sostenibilidad
FattorMia, la startup para vacaciones y fines de semana agrícolas sostenibles e inteligentes

FattorMia, la startup para vacaciones y fines de semana agrícolas sostenibles e inteligentes

Ocio
Cómo hacer amigos rápidamente: de las aplicaciones al voluntariado, 10 ideas infalibles para hacer nuevos amigos

Cómo hacer amigos rápidamente: de las aplicaciones al voluntariado, 10 ideas infalibles para hacer nuevos amigos

Arte y cultura
Las 10 exposiciones imprescindibles en febrero en Italia

Las 10 exposiciones imprescindibles en febrero en Italia

Deporte
golf club pop hero

El golf al alcance de todos: clubs de golf italianos ideales para introducirse en este mundo

Ciudades culturales
Cinque Terre al atardecer

Las 5 ciudades más hermosas de Italia no son las que tú te imaginas

¡Ups! Hubo un error al compartir. Acepta las cookies de perfil para compartir esta página.