Saltar el menú

Para obtener la información más reciente sobre las restricciones de viaje por COVID-19 en Italia. Haz clic aquí.

Ciudad

Descubrir Bari, un encuentro inesperado entre Oriente y Occidente

Bari es una ciudad de mil cara por descubrir para llegar a su corazón. Conocida como la "Puerta de Oriente" gracias a su larga tradición comercial, la capital apulense es rica en historia, como atestiguan Bari Vecchia y sus alrededores.

08 agosto 2022

Recorrer el centro histórico nos permite captar su carácter más auténtico, con los signos de su pasado que se desvelan por las callejuelas del barrio al igual que las tradiciones guardadas de generación en generación. Y luego está el famoso paseo marítimo de Bari, uno de los más bellos de Italia, que se asoma al mar cristalino y refleja su encanto único.

Dinámica y activa, esta ciudad enclavada en una zona caracterizada por una extensa campiña salpicada de muros blancos de piedra seca, es también un importante centro universitario.

guarda celosamente el recuerdo de las hazañas marineras de la Edad Media, así como sus preciados monumentos y llamativas iglesias.

1. Historia y curiosidades de Bari

La historia de Bari es fascinante y accidentada. El antiguo asentamiento se remonta a la Edad de Bronce, pasó del dominio de los peucetos al de los godos, y luego fue combatido por bizantinos y lombardos. Repetidamente saqueada y destruida, la Bari medieval fue dominada por los sarracenos y se convirtió en un pequeño estado musulmán independiente. Luego fue conquistada por los francos antes de volver a manos del emperador de Oriente, que la convirtió en el principal centro político, militar y comercial italiano del Imperio de Oriente. 

En 1087, con la llegada de las reliquias de San Nicolás de Myra, conocido como San Claus, Bari se convirtió también en un próspero centro religioso uniendo Oriente y Occidente. La dominación normanda en Apulia garantizó un largo período de prosperidad para Bari, aunque también fue objeto de conflictos. Vivió un nuevo momento de esplendor reconstruida por los suevos, pero volvió a decaer bajo los angevinos al verse desgarrada por las luchas entre los escuderos locales y los banqueros extranjeros.

Pasada a los aragoneses y donada a los duques de Milán en 1464, en 1500 fue restaurada a su antigua gloria por Isabel de Aragón. En 1558 cayó en manos de los españoles, con varias rebeliones sangrientas, y en 1657 fue duramente golpeada por la peste. Luego pasó del dominio austriaco al borbónico, renaciendo bajo el dominio francés a principios del siglo XIX con la construcción de la nueva ciudad.

Devuelta a los Borbones en 1815, pasó a formar parte del Reino de Italia en 1860. Un largo pasado de dominaciones ha dejado en Bari un patrimonio artístico único que te hará soñar.

2. Qué ver en Bari: 3 lugares esenciales

Una ciudad perfecta no sólo para los amantes de la vida marítima, sino también para los exploradores: ¿qué ver en Bari? Los 3 puntos de interés más populares:

  • Una visita a Bari Vecchia es la oportunidad perfecta para adentrarse en el corazón de esta capital. El barrio de San Nicola discurre entre los dos puertos de Bari, el antiguo y el nuevo, con vistas al paseo marítimo. El centro histórico de la ciudad, cuyo núcleo se remonta a la Edad Media, está rodeado de murallas y dominado por el castillo normando de Suabia, uno de los símbolos de Puglia.
    Paseando por su laberinto de calles estrechas, puedes pararte a admirar a las mujeres que preparan a mano las orecchiette, un formato de pasta típico de Apulia, tal y como se hacía antes.
  • El segundo punto no puede ser otro que la Basílica de San Nicolás, uno de los edificios religiosos más llamativos e importantes de Italia. Está dedicada a San Nicolás de Myra, patrón y obispo que, según la leyenda, dio origen a Santa Claus, el Papá Noel de hoy.
  • Por último, el Lungomare de Bari, una oportunidad perfecta para admirar el mar Adriático y algunos de los edificios más bellos de la ciudad. Relajante y agradable para pasear, está repleto de restaurantes típicos donde se pueden comer los ricos platos locales.

3. 3 ideas para hacer en Bari

Apta para toda la familia, es una ciudad que ofrece muchas actividades de ocio, por lo que puede plantearse el dilema: ¿qué hacer en Bari?

Los más golosos pueden embarcarse en el Bari Street Food Walking Tour, un recorrido organizado para degustar la comida típica de la calle por el centro histórico y los lugares frecuentados por los lugareños.

Por supuesto, muchas actividades están relacionadas con el mar, empezando por las excursiones en velero por Bari y sus alrededores, aunque hay muchos deportes acuáticos que probar.

¿Un consejo? Visita a la Grotte di Castellana, donde las estalactitas, estalagmitas y cristales preciosos a lo largo del complejo de fascinantes cuevas subterráneas te dejarán sin aliento.

4. ¿Qué comer en Bari? 3 especialidades típicas y un extra

Su cocina es mundialmente conocida: ingredientes sencillos, pero ricos en sabor y exaltados con gran sabiduría. Mientras paseas comiendo un panzerotto o un cucurucho de sgagliozze y popizze, no dudes sobre qué comer en Bari:

  • el inicio de lo que será un verdadero maratón culinario sólo puede comenzar con la focaccia barese. Una base de sémola removida, patatas cocidas, sal, levadura y agua, adornada con tomates frescos cortados por la mitad, y aceitunas baresane.
  • Tampoco hay que perderse la Tiella, hecha de arroz, patatas y mejillones, un plato sabroso y gratinado.
  • Por último, sería un pecado visitar Bari sin saborear sus orecchiette alle cime di rapa, un plato icónico homenajeado en la literatura y el cine.

Aunque si lo que buscas es una auténtica experiencia original de Bari, un aperitivo de marisco crudo es perfecto.

5. Lugares insólitos en Bari 3 lugares para descubrir

¿Por dónde empezar a planificar una visita a los lugares insólitos de Bari? Sugerimos la iglesia rusa de Bari, de estilo moscovita, único ejemplo ortodoxo en Europa occidental. Se comenzó a construir en 1913 del zar Nicolás II.

Para los románticos el Arco de las Maravillas de Bari es otra visita obligada: habla de dos jóvenes amantes frustrados por la familia de ella, pero unidos por una idea de la familia de él. De hecho, en una noche construyeron el arco que permitía el paso de una ventana a la de enfrente, acercando a los dos amantes.

Por último, la iglesia rupestre de Santa Cándida, considerada la mayor basílica rupestre de la Puglia, también se merece una visita.