Saltar el menú

Para obtener la información más reciente sobre las restricciones de viaje por COVID-19 en Italia. Haz clic aquí.

Magazine

Ala delta, la venganza de Ícaro

Flotando en el aire, acariciado por las corrientes y con la sensación de estar suspendido, deslizándose sobre todas las joyas paisajísticas, naturalistas y arquitectónicas de Italia.

09 septiembre 2022

El deseo de volar siempre ha acompañado al hombre a lo largo de su evolución, un rasgo humano encarnado en la mitología por Ícaro quien realizó este sueño, aunque con el desenlace que todos conocemos. 

Con la llegada de la era moderna, "volar" ya no es una apuesta, sino que se ha convertido en sinónimo del uso de un medio de transporte -el avión- para cubrir largas distancias. Volviendo a Ícaro, flotar en el aire, acariciado por las corrientes y con la sensación de estar suspendido, es una actividad cada vez más popular hoy en día.

Hablamos del Ala delta, una experiencia que se puede disfrutar en Italia en una gran variedad de escenarios, cada vez diferentes, para deslizarse suspendido sobre las joyas paisajísticas, naturalistas y arquitectónicas de Italia. Como todas las disciplinas al aire libre, el Ala delta ofrece diferentes niveles de experiencia y dificultad, para que cualquiera pueda elegir el mejor escenario en el que experimentar la altura adecuada desde la que despegar, acompañado siempre de instructores expertos que harán que la aventura sea emocionante y segura para todos.

1. Véneto, sobrevolando la historia

Un cofre que encierra historia y memoria que se abre a la vista desde lo alto, revelando una sucesión de pueblos, villas, residencias históricas, iglesias parroquiales y ermitas: por este motivo, así como por la presencia de corrientes adecuadas, la zona del macizo del Grappa, en el Véneto, es un destino de escuelas para tirarse en Ala Delta de toda Europa.

Descubre más enveneto.eu

2. Emilia Romaña, aterrizando entre los aromas

Hay muchos lugares en la zona de los Apeninos de Emilia-Romaña donde experimentar la emoción del vuelo. Debajo de ti, bosques verdes, valles surcados por pequeños y grandes cursos de agua, y el perfil de algunos de los pueblos más bonitos de Italia. Al aterrizar, es posible que te acojan los aromas de la excelente gastronomía local.

Descubre más enemiliaromagnaturismo.it

3. Umbría, primavera en Castelluccio de Nursia

Una breve carrera cuesta abajo hasta adquirir la suficiente velocidad y ya está: ante tus ojos se abre una de las escenas más encantadoras que la naturaleza puede ofrecer: el florecimiento primaveral de Castelluccio de Nursia, la joya de Umbría renombrada por sus lentejas. A su alrededor, el panorama de los Altiplanicies (Piani) y el Monte Vettore ofrece una combinación cambiante de colinas y pequeños valles.

Descubre más enumbriatourism.it

4. Molise, en el reino de las corrientes

Es uno de los muchos lugares que ofrecen vuelos durante todo el año, pero en el macizo del Matese la mejor experiencia es durante los hermosos días de primavera y verano, cuando, aprovechando las generosas corrientes de aire ascendentes que puede ofrecer este lugar, los pilotos más expertos consiguen volar a lo largo de todo el macizo de este tramo de los Apeninos durante muchos kilómetros, permaneciendo suspendidos en el aire durante varias horas.

Descubre más en: molise.guideslow.it

5. Campania, sobrevolando los tesoros de Paestum

Un vuelo sobre los bosques de pinos, a lo largo de la llanura del Sele hasta el puerto de Agropoli, con una vista incomparable de los templos de Paestum. A bordo de un Ala delta, junto a un instructor, será posible disfrutar de una experiencia inolvidable, incluso para aquellos que están aprendiendo a volar.

Descubre más en: volareinparapendio.it

Le puede interesar