Saltar el menú

Para obtener la información más reciente sobre las restricciones de viaje por COVID-19 en Italia. Haz clic aquí.

Enogastronomía

Friuli Venezia Giulia, Monrupino: vida rural en el Carso

Con sus 880 habitantes, Monrupino es el municipio más pequeño de la provincia de Trieste, se encuentra entre los destinos turísticos más populares del Carso

Son muchos los monumentos y lugares de interés que se pueden visitar, desde la Rocca que domina la ciudad hasta la iglesia dedicada a la Santísima Virgen de la Asunción. La " Casa Carsica" de Rupingrande y el ritual de las “Nozze Carsiche”.

1. Fortaleza de Monrupino y Santuario de la Santísima Virgen de la Asunción: la iglesia fortificada

Originalmente un castelliere prehistórico, luego un teatro de enfrentamientos entre romanos e histriones, después castrum y finalmente fortaleza, la Fortaleza de Monrupino fue un refugio contra las invasiones, una defensa contra la agresión otomana. Domina el Carso de Trieste desde lo alto y permite entrever el esloveno valle de Vipacco.

Alberga un santuario de peregrinación consagrado a la Santísima Virgen de la Asunción. Construida en 1512, con añadidos y restauraciones posteriores, la pequeña iglesia surge, según la tradición, cerca de una roca en la que la Virgen María dejó su huella, que aún hoy es visible y se ha convertido en un símbolo de fertilidad. 

2. "Casa Carsica" de Rupingrande: museo dedicado a la vida rural

En Monrupino, los signos de tradición rural siguen siendo muy evidentes. Especialmente en las afueras del pueblo de Rupingrande, con una típica "casa carsica" del 800, cuyos rasgos arquitectónicos se conservan intactos y se convirtieron en un museo.

Distinguida por el uso de la piedra para la construcción, como para las losas del techo, el umbral y las ventanas, también con fines ornamentales, muestra una herramientas agrícolas en su interior, muebles originales y trajes y objetos utilizados en la vida rural, donados por los habitantes de la zona.  

3. Le “Nozze Carsiche”

En la Casa carsica se celebran numerosos eventos en verano, en primer lugar la “Nozze Carsiche”.

La fiesta, celebrada cada dos años, comienza el último domingo de agosto de los años impares. Evoca el antiguo rito matrimonial esloveno, cuyo ceremonial remonta a la segunda mitad del siglo XIX. Los novios y sus invitados se visten con trajes típicos y las celebraciones duran varios días incluyendo el último baile de soltera de ella, la serenata de él y el transporte de la dote al nuevo hogar.

La ceremonia nupcial  se celebra en la iglesia en la Fortaleza de Monrupino

La carta de comidas y vinos también es rica: se abren tabernas para la ocasión, donde se pueden degustar platos y vinos típicos. Todo acompañado de bailes, canciones tradicionales y exposiciones de arte y artesanía.

Le puede interesar