Está vd. en Home / Info / Derechos del turista / Transporte marítimo

Transporte marítimo

Compra del billete

El derecho al transporte marítimo queda reconocido con la compra de un billete, que es la prueba del cierre del contrato y obliga a la compañía a respetar los elementos contenidos.

Reembolso

Si el pasajero no puede salir para motivos graves, indicados por el Código de la navegación, tiene derecho al reembolso del billete con una multa del 25%. En caso de impedimento del barco no imputable a la compañía, el contrato finaliza y la compañía está obligada a reembolsar el precio del billete pagado. En caso de cancelación de salida o cambio de ruta, el pasajero tiene derecho, si es posible, a viajar en el barco que salga posteriormente o a rescindir el contrato. En ambos casos, el pasajero tiene derecho a la compensación del daño. si la supresión o el cambio son justificados, la compensación no puede superar el doble del precio pagado. en caso de interrupción del viaje del pasajero por causa a él no imputable, el precio del pasaje será proporcional a la distancia recorrida, mientras que si el hecho es imputable a él, deberá pagar el precio neto correspondiente a la parte restante del viaje.

Responsabilidad

La compañía es responsable de los daños, incluido el retraso, causados al pasajero, si no demuestra que el evento es derivado por una causa no imputable a sí misma. Es también responsable de la pérdida y de los daños del equipaje que le hayan entregado cerrado, a no ser que el hecho dependa de causa no imputable. Los derechos derivados del contrato de transporte de personas y equipajes no registrados prescriben seis meses después de la llegada a destino del pasajero, mientras que para el transporte de equipajes registrados prescriben un año después de la restitución de los equipajes.