Está vd. en Home / Ideas de viaje / Naturaleza y paisaje / Basilicata y el Parque del Pollino

Basilicata y el Parque del Pollino

No todo el mundo sabe que la región Basilicata está cruzada por la cordillera del Pollino (que se extiende hasta la región Calabria). Al interior de la cordillera existe un magnífico Parque donde se puede pasear por su naturaleza savaje y virgen, observar sus animales y aves rapaces, sino también conocer tradiciones y degustar unas antiguas recetas de gastronomía local.
Monte Pollino
El parque
Fue instituido en el año 1993 para conservar y tutelar unas plantas raras como el pino loricato. Desde el punto de vista naturalista, esta es una zona de gran importancia, para los bosques de chaparras, de arces y de hayas que la cubren, para sus ríos que la atraviesan como el Sinni (que antiguamente se llamava Siris y es uno de los principales ríos de la región con una longitud de 94 km y sus aguas ricas) y las diferentes especies de animales que la habitan como los lobos, los gatos montés, las ardillas, las jabalís y los corzos, los últimos de la familia de ciervos que habitaban el parque. La actividad principal en el parque puede ser pasear a lo largo de las rutas que permiten llegar a los Piani di Pollino, a la cumbre de Dolcedorme, a la Sierra di Crispo y a las gargantas de Raganello.

Sin embargo, los aficionados del deporte pueden participar en excursiónes en bicicleta de montaña, en caballo y en canoa, sino también realizar un rafting emocionante por los rápidos.
Pero, en el parque del Pollino se preservan las tradiciones regionales y los productos típicos locales. Así, por quien desean pasar una temporada en esta región puede ser útil organizar un recorrido que permita visitar los pueblos que contribuyen, cada uno de su manera, a hacer único y sugestivo el Pollino.

Municipios y pueblos
Los pueblos en el territorio de la Lucania son los siguientes: Calvera, Castelluccio Inferiore, Castelluccio Superiore, Castelsaraceno, Castronuovo di Sant'Andrea, Carbone, Cersosimo, Chiaromonte, Episcopia, Fardella, Francavilla in Sinni, Latronico, Lauria, Noepoli, Rotonda, San Costantino Albanese, San Giorgio Lucano, San Paolo Albanese, San Severino Lucano, Senise, Teana, Terranova di Pollino, Valsinni, Viggianello.
En estos pueblos pintorescos que se encuentran en el área natural protegida, se hacen agradables descubrimientos. Como la cultura de Albania: los albaneses ortodoxos se quedaron refugiados en este pueblo después de su expulsión de Europa del Este por los Turcos Musulmanes.

San Paolo Albanese 
Fundado por grupos de refugiados albaneses en la primera midad del siglo XVI se puede visitar el Museo de la Civilización Arbëreshe con ricos trajes tradicionales, artesania tradiciónal y la reconstrución de los entornos locales que ilustran los costumbres y tradiciones arbëreshe.
Tra gli abiti più belli vanno annoverati quelli indossati, ancora oggi, durante le feste e i matrimoni: le donne portano dei costumi molto colorati e ornati da  Entre los trajes, los más interesantes son los que las mujeres, aún hoy en día, utilizan en fiestas y bodas: las mujeres se visten con trajes de fiesta que siempre son colorados y decorados con bordados y cintas de colores, en cambio los hombres se visten con trajes oscuros y sombreros con cintas de colores.  
También el pueblo de San Costantino Albanese fue probablemente fundado por los Albaneses y, aún hoy en día, aquí siguen intactos el ritual grieco y el idioma de origen. El pueblo es conocido por producir encajes y medias, y alberga el Santuario de María Santísima de la Estrella del siglo XVII, donde se encuentran frescos preciosos.

Rotonda
Además, hay otras muchas ciudades de interés histórico y artístico que merecen ser visitadas. En primer lugar, el pueblo principal del Parque, el burgo medioeval de Rotonda donde se encuentran numerosos monumentos y entre ellos podemos nombrar: restos del castillo feudal de Sanseverino-Bisignano del siglo XV; el santuario de Santa María del Consuelo del siglo XVI, donde se admiran preciosas obras de mármol; la Iglesia Madre con preciados frescos y decorados de estuco; la iglesia del Santísimo Rosario, la más antigua en el pueblo; Palacio de Rinaldis con su imponente portal de mármol; Palacio Amato, rodeado por jardines históricos donde se pueden visitar los salones con chimeneas de piedra tallada y la bodega donde siguen intactos trujales y  lagares originales.
Si se visita Rotonda el 13 de junio, durante la fiesta de Sant'Antonio da Padova, se puede disfrutar de la Sagra dell'abete (feria del abeto). La aventura del Santo se encuentra entre la historia y la leyenda: se dice que el Santo, pasando cerca de Rotonda, se quedó en el bosque cerca de un abeto. Después de unos años, en el mismo lugar, un vaquero cayó por un barranco y se salvó por milagro. A partir de este evento, los fieles se dirigen a la montaña, cada año, para celebrar el Santo con festejos y funciones religiosas. 

Latronico
A lo largo del recorrido se encuentra también Latronico que merece una visita por su iglesia de San Egidio abad (que alberga un relicario de oro) y las iglesias de San Miguel y la de San Nicolás. Esta iglesia es conocida por el procesamiento artesanal de la piedra local desde el Monte Alpi. En particular se elabora el albastro blanco con venas azules y grises denominado mármol de Latronico.
El pueblo de Calvera es otro pueblo característico, alberga una Iglesia Madre de gran interés artístico donde se encuentran conservadas pinturas de los siglos XVII y XVIII. Hay que visitar también la fuente de agua sulfúrea en el barrio Vallina.

Castelluccio
A lo largo de este recorrido, en el Parque del Pollino merecen una visita también Castelluccio Inferiore y Castelluccio Superiore. En el primer pueblo, se aconseja visitar la Iglesia de la Anunciada con su campanario cubierto por azulejos de colores de estilo bizantino (siglo XVII). En el segundo se pueden visitar los yacimientos arqueológicos.
Más adelante se encuentra el pueblo de Castelsaraceno donde hay muchos ejemplares de Pino Loricato (Pinus heldreichii) en la ladera del Monte Alpi orientada al Oeste.
También se aconseja ver las murge, agregados de piedra natural que se elevan el pueblo donde se construyeron las primeras casas, como atestigua una antigua torre, erigida para defenderse de las invasiones. 

Viggianello
En el ayuntamiento de Viggianello se pueden visitar: las iglesias y las capillas; los hallazgos del Castillo feudal de Sanseverino Bisignano, donde permaneció también Federico II; el Piano Ruggio y el Belvedere: una amplia meseta kárstica cubierta por pastos verdes y rodeada por las laderas boscosas de las montañas.
En el pueblo de Episcopia se encuentran monasterios y santuarios con hallazgos de época bizantina, renacentista y barroca, sino también un castillo feudal del siglo XIV.

En la última etapa de este recorrido, se encuentra en el corazón del parque San Severino Lucano que alcanza de cerca 1.500 de altura y donde se construyó el Santuario della Madonna del Pollino, destino para el culto religioso profundamente arraigado en la población local.

Información útil

No hay que perderse

En este lugar se encuentran fuentes de azufre y magnesio de la Calda (23° C), conocidas desde la antigüedad por sus propriedades curativas y que ahora se encuentran canalizadas en un moderno SPA, la Terme Lucane, con departamentos por tratamientos,  bienestar y estética.

En el parque se realizan excursiones díarias con guías expertos y senderismo durante unos días, así como talleres ambientales y educativos. Antes de realizar una visita o una excursión al parque es mejor documentarse sobre la ruta a seguir y además preparar el equipo adecuado: mochilla, binoculares y cámara.

Portal web