Está vd. en Home / Ideas de viaje / Made in Italy / Navidad en Trentino Alto Adigio

Navidad en Trentino Alto Adigio

Visitar Trentino Alto Adigio en Navidad es una experiencia mágica.
Además de la espectacularidad de los paisajes nevados, muy apreciados por los amantes del esquí, no hay que perderse los maravillosos mercados navideños que tienen lugar en las capitales de Trento y Bolzano en los días de Adviento.
Se pueden adquirir artículos típicos de estas fiestas, así como productos de artesanía y gastronómicos locales.Trento Mercadillo, detalle, photo by Marco Simonini Bolzano
La ciudad más grande de Trentino-Alto Adigio es un punto de encuentro y de fusión armónica de las culturas mediterránea y de Europa del este. Su casco antiguo aparece como un burgo medieval donde se respira una marcada vocación mercantil.
Entre los edificios de estilo austríaco, las arcadas antiguas y la magnífica atmósfera que reina en el "Bosque Encantado" de Palais Campofranco, Bolzano revive la tradición mágica del Adviento alpino.
En Navidad, Plaza Walther acoge las típicas casetas de madera del mercadillo de Navidad y las ciudad se llena de rumores y colores: cientos luces iluminan las calles del casco antiguo y en el aire suenan villancicos tradicionales.
Ochenta expositores ofrecen en sus puestos decoraciones típicas de cristal, madera y cerámica, numerosos regalos de la tradición artesanal más genuina de Trentino-Alto Adigio, así como especialidades gastronómicas y deliciosos dulces navideños como el famoso "Zelten" de Bolzano. 
Los visitantes pueden admirar también el mercadillo de artesanía en la Plaza Municipio, el Mercadillo de la solidaridad, la Reseña de artesanía, el Mercadillo del Bosque Encantado y descubrir lo que se esconde cada día detrás de cada una de las ventanas del gran calendario de Adviento del edificio Max Valier, en Via della Posta.
No hay que perderse el percorso a 5 stelle (Camino de 5 estrellas) del que forma parte también el mercado de Bolzano.

Trento
Otro maravilloso lugar que sin lugar a dudas merece la pena visitar es Trento
El interesante mercadillo navideño de Trento, que cada año atrae a más de medio millón de visitantes, ha conseguido hacer de esta localidad el centro de los itinerarios de vacaciones que buscan los sabores navideños.
Ciudad medieval ya conocida en época romana, donde se respira una mezcla de tradiciones italianas y alemanas, 
Trento presenta un fantástico mercadillo de Navidad, una oportunidad para niños y grandes de revivir una atmósfera de cuento de hadas y ser transportados por los aromas y sabores de esta tierra. 
La isla gastronómica, de hecho, representa también físicamente el corazón del mercadillo y es típico punto de encuentro donde probar el Strudel, el Tortel de patatas, la polenta a los Strauben y muchos otros dulce típicos o beber un vaso de té o de Vin Brulé (vino caliente).
Son numerosos los puestos de la 
Plaza Fiera, un enclave que gracias a las animadas decoraciones, parece anunciar la entrada en otro mundo.
Una razón más para visitar esta maravillosa ciudad que el emperador Claudio llamó "splendidum municipium". 
En definitiva, un buen viaje a través de estos mercadillos fabulosos y de las magníficas localidades que los acogen.