Está vd. en Home / Descubre Italia / Campania / Costa Amalfitana

Costa Amalfitana

El azul del mar, el verde de la maquia Mediterránea y de los cultivos en las laderas de cítricos, se funden con los elementos arquitectónicos para crear uno de los recorridos más hermosos de Italia: la Costa Amalfitana
La calle tortuosa atraviesa profundos valles, envuelve los espolones de roca que se encuentran sobre el mar, baja hacia la playa y luego vuelve a subir otra vez, en una sucesión de escorzos e impresionantes vistas. 
Un paisaje único diseñado por bahías, ensenadas y pequeñas aldeas encaramadas en la montaña. AtraniPintorescas callejuelas y escaleras se asoman al mar caracterizado por unos colores espectaculares, es el paisaje que encanta llegando a Amalfi, el pueblo que da el nombre a toda la costa. Dominada por la magnífica Catedral dedicada a San Andrés, ofrece  interesantes testimonios de su pasado como República Marítima. 
A unos kilómetros se encuentra Furore, una verdadera galería de arte contemporáneo al aire libre con sus característicos murales que decoran las casas, sus edificios públicos y sus pequeñas plazas. 
Muchos son los recorridos naturalísticos que hay que explorar para entrar en el corazón de esta tierra, con colores y sabores intensos de las agaves, de los lentiscos y del romero. 
Pero Furore es más conocida por su Fiordo, una sorprendente espectáculo, fuerza espectacular y evocadora de la naturaleza. 

Positano, un verdadero paraíso, un lugar que desde la playa principal, se extiende verticalmente en una superposición compleja de calles, callejones y tiendas que exponen unos vestidos coloreados de la Moda Positano, famosa en todo el mundo. En el centro de Positano se encuentra la gran cúpula de mayólica de la iglesia parroquial de Santa María Assunta que contiene unas obras preciosas, como los altares de mármol policromado. En frente, la “Sirenuse”, cuatro pequeñas islas situadas en el maravilloso mar. 

Otra perla de la Costiera Amalfitana es Ravello, un pueblo elegante y refinado que se encuentra en medio de la naturaleza y caracterizado por unas villas señoriales. Famosa por su Festival en los jardines de Villa Rufolo, donde un sugestivo escenario se mezcla con  la emoción de la buena música para regalar una experiencia de extraordinaria intensidad. Corazón de Ravello es Piazza Vescovado, que se encuentra entre el Palacio Rufolo y la Catedral con su magnífica fachada, la primera realizada con una técnica innovadora de moldes, y el campanario de 35 metros. 

La ciudad medieval de Atrani se caracteriza por estrechas callejuelas, arcos, patios, plazas y características escaleras. Situado en una posición dominante y espectacular, se encuentra el complejo monumental de Santa María Magdalena, con su fachada barroca, su cúpula de mayólicas y su elegante torre de planta cuadrada, símbolo del pueblo. 

Minori es una encantadora localidad balnearia que combina el encanto del paisaje y del mar con una oferta cultural centrada en el complejo arqueológico de la Villa Romana, donde se puede admirar el genio constructivo de los antiguos romanos y el Museo dell'Antiquarium donde se encuentran varios restos de la época. 

Praiano es un antiguo y tranquilo pueblo pesquero que ofrece al visitante un paisaje de gran belleza natural y la riqueza de un artesanado relacionado con el proceso tradicional de la seda y de la lana. 

Antiguas son las profesiones transmitidas a través de los siglos, como la relacionada con la producción de cerámica artística de Vietri Sul Mare, decorada con los hermosos colores de los productos locales.
Hay que visitar  Scala, Maiori, Cetara, Conca dei Marini, Corsara, Tramonti y San Egidio del Monte Albino, preciosos rincones históricos y naturales.